Santiago. El Producto Interno Bruto (PIB) de Chile creció un 2,4% interanual en el primer trimestre, impulsado por un alza generalizada en todas las áreas de la economía, excepto en manufactura y pesca.

El crecimiento del PIB de los tres primeros meses de este año, difundido este lunes por el Banco Central, fue superior a la expansión del cuarto trimestre del año pasado, cuando aumentó un 1,8%.

"Destacaron por su dinamismo, comunicaciones y agropecuario-silvícola, siendo esta última junto a servicios personales y minería, las actividades de mayor incidencia", dijo el organismo autónomo.

"Con igual número de días hábiles que el primer trimestre de 2014, el efecto calendario resultó nulo", agregó.

Desde el enfoque del gasto, el PIB fue impulsado tanto por la demanda interna -que alcanzó un crecimiento del 1,3% en el trimestre favorecida por el consumo total- como por las exportaciones netas.

Las exportaciones totalizaron US$17.468 millones, lo que representó una baja del 8,2% frente al mismo trimestre del año previo debido al efecto de menores precios, mientras que la importaciones sumaron US$14.748 millones.

Los envíos de bienes y servicios subieron un 1,4%.

Por su parte, el PIB desestacionalizado trepó un 1,0% en el primer trimestre, la cifra más alta desde el tercer trimestre del 2013.

El consumo total creció un 2,2%, muy por debajo del 4,4% del mismo lapso del 2014, aunque superior al 1,8% que anotó en el trimestre anterior.

En tanto, la cuenta corriente de la balanza de pagos alcanzó un superávit de US$1.203 millones en los tres primeros meses de este año, equivalente a un 1,9% del PIB.

"El superávit del primer trimestre contrasta con la tendencia deficitaria de los últimos años, y es consecuencia de un saldo positivo de la balanza comercial, acompañado por un menor déficit de la renta", apuntó.

La balanza comercial presentó un superávit de US$2.720 millones, superior en US$604 millones al resultado del primer trimestre de 2014.

Las exportaciones totalizaron US$17.468 millones, lo que representó una baja del 8,2% frente al mismo trimestre del año previo debido al efecto de menores precios, mientras que la importaciones sumaron US$14.748 millones.