El PIB de México crecerá 3,7% de 2015 a 2019, anticipa el reciente estudio de Accenture y The Economist Intelligence Unit: De la productividad a los resultados. El sector financiero es una de las industrias que apuntalará este crecimiento a través del crédito total al sector privado, que ha crecido 3,7 veces más que la economía de México desde 2001.

México tiene una de las industrias de servicios financieros más abiertas del mundo. El número de bancos se ha incrementado en un tercio desde el año 2000, con una amplia gama de nuevos competidores que crecen en el mercado.

Luis Robles Miaja, presidente de la Asociación de Bancos de México, señala que “el sector financiero parece particularmente pujante, ya que el crédito total al sector privado ha experimentado un crecimiento de 13,2% en promedio anual desde 2001. Esta Industria será una de las bases que haga despegar con mayor fuerza la economía del país. Los sólidos fundamentos macroeconómicos que tiene México, así como su estrecha relación con Estados Unidos, serán factores claves para lograrlo”.

La expansión en Estados Unidos es una parte esencial de la estrategia corporativa entre muchas de las empresas más grandes del país. El 80% de los líderes de compañías mexicanas dará prioridad a la inversión en mercados maduros sobre los emergentes. “Nuestra relaciones comerciales internacionales demuestran no solamente la calidad de nuestros productos, sino las grandes capacidades de expansión global en mercados exigentes y altamente competitivos. La agresiva expansión, no sólo hacia Estados Unidos, sino también hacia los países de Centro y Sudamérica, se ha vuelto una de las estrategias para crecer de las empresas mexicanas”, afirma Jaime Zabludovsky, director general del Consejo Mexicano de la Industria de Productos de Consumo.

La adopción de tecnologías digitales que habiliten y propicien la innovación y el desarrollo de nuevos servicios y ofertas de valor, impulsará el aumento del crédito y el consumo. “De acuerdo al último informe del Foro Económico Mundial, el país logró escalar 10 posiciones en el Índice de Disposición a la Conectividad en el último año, lo cual nos indica un claro foco en el uso de la tecnología como un eje transversal sobre el cual se base la transformación de las organizaciones. El sector de la banca está creciendo con consistencia y rapidez; el fomento a la innovación y la aplicación de estrategias digitales ayudará al resto de las industrias a lograr un crecimiento similar”, señala Luiz Ferezin, Director General de Accenture México.

El 96% de los líderes encuestados afirma que su organización cuenta con las capacidades necesarias para desarrollar nuevas fuentes de ingresos basados en el Internet de las Cosas (IoT). El 80% de ellos señala que a largo plazo el Internet de las Cosas se traducirá en un crecimiento general de los salarios y del empleo, así como en una mejora de la eficiencia operativa., sin embargo, sólo el 18% de las organizaciones del país han realizado inversiones concretas para incorporar estas tecnologías en su estrategia de crecimiento.