El presidente de Perú, Pedro Pablo Kuczynski, dijo este viernes que la economía local crecerá más de 4% el próximo año en un entorno externo más favorable y medidas de reactivación, tras un primer año de Gobierno marcado por una desacelaración de la actividad productiva y enfrentamientos con la oposición.

Kuczynski, que asumió al poder con la promesa de elevar las inversiones para reducir la pobreza, dijo que este año la economía del país minero fue golpeado por graves inundaciones y un escándalo de corrupción que frenó las inversiones.

"Quizá subestimé el esfuerzo titánico que requería restablecer el crecimiento económico en un contexto como este. Me disculpo si fue así", afirmó el presidente en un tradicional discurso ante el Congreso para dar cuenta de su primer año de gestión y exponer sus planes para el siguiente ejercicio.

"No me imaginé que se juntarían, en pocos meses, dos acontecimientos tan graves fuera de nuestro control inmediato", agregó Kuczynski, un exbanquero de Wall Street de 78 años.