Nueva York/Londres. El precio del oro subió 1,5% este martes gracias a una baja del valor del dólar y a un renovado apetito por el riesgo de inversores, pero el lingote cerró lejos de sus máximos, debido a que la recuperación de su peor racha bajista en 28 años pareció perder energía.

El oro al contado ascendía 1,4% a US$1.650,19 la onza a las 2006 GMT, muy por debajo de su máximo en la sesión de US$1.676,69.

Los futuros del oro estadounidense para entrega en diciembre cerraron en US$57,70 a US$1.652,50 la onza. El volumen de operaciones fue menor al de la sesión previa, en cerca de 10% por debajo de su promedio de 30 días.

El lingote subió mientras el mercado avanzaba 1% y el euro remontaba frente al dólar, impulsado por el optimismo de que funcionarios europeos planifican aumentar el fondo de rescate de la región para aliviar la crisis de deuda. Los mayores precios del petróleo y los granos también afianzaron la compra de oro.

El metal se derrumbó en las últimas sesiones por un incremento de los márgenes para operar en el mercado CME, lo que aceleró una ola vendedora por parte de fondos de materias primas, dijeron operadores.

"Durante los últimos días, hemos regresado a la tradicional relación dólar positivo, oro negativo. Como el dólar estuvo bajo una importante presión hoy, ha impulsado nuevamente la compra de oro", dijo David Meger, director de comercio de metales de Vision Financial Markets, un operador de futuros.

El oro recuperó su promedio móvil de 100 días cercano a los US$1.640 la onza, luego de un aumento en el interés de compra de muchos países consumidores clave en Asia, lo que elevó las primas locales a sus niveles más altos desde comienzos de año, dijeron operadores.

La plata, que cayó a mínimo de diez meses de US$26,04 la onza en la sesión previa, se disparó hasta 9% a un máximo de US$33,48 la onza.

La plata cerró la sesión con un alza 4,1%, a US$31,93 la onza.

El platino al contado ganó 0,3%, a US$1.560,49 la onza, luego de caer a un mínimo de 21 meses el lunes.

El paladio al contado trepó 3,0% a US$645,75 la onza.