Los precios de las importaciones en Estados Unidos cayeron por segundo mes consecutivo en junio, en medio de más bajas en los costos de los productos petroleros, lo que sugiere que las presiones inflacionarias podrían mantenerse benignas por un tiempo.

El Departamento de Trabajo dijo el martes que los precios de las importaciones bajaron un 0,2% el mes pasado, tras una caída revisada al alza de 0,1% en mayo.

Economistas consultados en un sondeo de Reuters proyectaban que los precios de las importaciones bajarían un 0,2% en junio, luego de un descenso de 0,3% reportado previamente en mayo.

En los 12 meses a junio, los precios de las importaciones aumentaron 1,5%. Fue el menor avance desde noviembre y siguió a un incremento de 2,3% en mayo.

El reporte también mostró que los precios de las exportaciones cayeron un 0,2% en junio, presionados por un deterioro de los costos de productos agrícolas, siguiendo una baja de 0,5% en mayo. En términos interanuales, subieron 0,6% tras avanzar 1,5%en mayo.