El presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, ofreció este viernes dirigir sus acciones de gobierno para favorecer a todas las madres del país, al celebrarse el Día de las Madres.

Durante un acto realizado en el central estado de Tlaxcala, el mandatario mexicano felicitó a todas las madres del país, y dijo que su gobierno buscará que cada vez más a las madres mexicanas les alcance más el dinero, en especial para los gastos familiares.

En su intervención, Angélica Rivera, esposa del gobernante mexicano, destacó: "todas las acciones que haga nuestro presidente serán realizadas para favorecer a todas las madres del país".

Al celebrarse este viernes el Día de las Madres en México, este sector de la población festeja entre regalos, convivios y trabajo fuera de sus casas, pero también con labores en sus hogares.

De acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), 35% de la población femenina ocupada y con hijos trabaja en el sector informal, 33,5% en empresas y 17,4% en instituciones públicas.

La mayoría de las madres mexicanas son comerciantes independientes o trabajadoras en servicios personales, a diferencia de las mujeres que no tienen hijos y trabajan en empresas y en instituciones.

Muchas de las madres mexicanas no tienen más opción que dejar a sus hijos bajo el cuidado de algún familiar, y al retornar a su casa, la mayoría debe cumplir una doble o triple jornada.

Según el Inegi, 18,7% de las madres del país trabaja más de 48 horas a la semana y 45% gana menos de dos salarios mínimos, o sea, menos de 200 pesos (unos US$16,6) al día. El resto recibe la mitad de esta cantidad en trabajos realizados en fábricas o en labores domésticas fuera de su hogar.

Por eso, ser madre y además desarrollarse en el ámbito laboral sigue siendo un gran reto, en pleno siglo XXI, para millones de mexicanas.

La madre, en la mayoría de los casos por encargarse de cuidar, alimentar, educar e inculcar valores a sus hijos pequeños, se convierten en un pilar determinante en el comportamiento de cada persona cuando llegue a la edad adulta.

En México se designó una fecha específica para celebrar a las madres con el objetivo de valorar y reconocer su esfuerzo en ofrecer lo mejor de la vida a sus hijos. Es por ello que cada 10 de mayo se les festeja con regalos materiales o significativos, comidas y convivios familiares.

Las compras por el Día de las Madres prevalecen como un imán de gastos fuertes entre los mexicanos, a pesar de que el alza a los regalos registra al menos 30%.

Según el Inegi, las familias mexicanas gastan este día entre 800 y 3.000 pesos (unos US$66,6 y US$250), de acuerdo con la capacidad adquisitiva de quien se trate.

Los tipos de regalos son muy variados, pero los más comunes, además de las flores, son prendas de vestir, joyas de fantasía como aretes y collares, teléfonos celulares y zapatos.

Pero la manera más común de festejarlas es llevándolas a un desayuno, comida o cena a restaurantes familiares.

"Este día festejaremos a mi mamá en su casa, y nosotras, o sea sus tres hijas, cocinaremos para ella para evitarle que al menos un día al año no trabaje tanto", expresó Dalia Flores, trabajadora fabril y ama de casa, a Xinhua.

Dalia añadió que calculan un gasto de unos 800 pesos para este convivio, y aclaró que "las botellas (bebidas alcohólicas) estarán a cargo de nuestros esposos, y será lo que ellos quieran tomar (consumir).