Santiago. La producción manufacturera en Chile creció un 0,2% en marzo frente al mismo mes del año anterior, una variación inferior a la esperada, que se enmarca dentro de una gradual desaceleración de la actividad económica y de un complejo panorama global.

El índice de marzo también estuvo influido por un día laboral menos y por una alta base de comparación frente al mismo mes del año pasado, dijo el lunes un informe difundido por el estatal Instituto Nacional de Estadísticas (INE).

"Este bajo resultado respecto a los dos meses anteriores se debe a la alta base de comparación que representa el año 2011, que se caracterizó por la recuperación económica post desastres naturales, y a su vez por la reactivación de la demanda externa", dijo el INE.

La leve alza del índice manufacturero fue alentada por los sectores metalúrgicos, alimentos y bebidas.

El indicador se ubico por debajo de lo estimado en un sondeo de Reuters, que había pronosticado un alza interanual del 2% para la producción manufacturera del tercer mes del 2012. En febrero, la producción había crecido un 4,8 por ciento.

"A pesar de ubicarse bajo lo esperado (en marzo), las cifras no presentan un tinte significativamente negativo dada la alta base de comparación, un día hábil menos y la concentración en industrias específicas", dijo un informe de la correduría Bci.

Dentro de manufacturas, el sector alimentos dejó de apoyar con la misma fuerza en que lo hizo el mes anterior, al igual que la industria del papel, agregó el reporte de Bci.

En comparación con febrero, el índice de producción manufacturera mostró un alza del 13,3%.

"Con estos datos, podemos esperar un crecimiento de la economía de un 3 por ciento en marzo. Todo indica que estamos iniciando una desaceleración (...) bastante moderada", dijo Benjamín Sierra, economista de Scotiabank en Santiago.