El presidente de la república, Rafael Correa, empezó a conformar la Junta Política de Regulación Monetaria y Financiera que dispone el artículo 13 del Código Monetario y Financiero, en vigencia desde el pasado 12 de septiembre.

A través del Decreto Ejecutivo 447 firmado ayer, el primer mandatario designó como su delegado ante esta Junta al actual presidente del Directorio del Banco Central, Diego Martínez Vinueza, asegurando que esta Junta será la responsable de la formulación de las políticas públicas y la regulación y supervisión monetaria, crediticia, cambiaria, financiera, se seguros y de valores.

El segundo inciso de dicho artículo dispone que uno de los miembros de la Junta será un delegado del presidente de la República, además de "los titulares de los ministerios de Estado responsables de la política económica, de la producción, de las finanzas públicas y el titular de la planificación del Estado".

También "participarán en las deliberaciones de la Junta, con voz pero sin voto, los Superintendentes de Bancos, de Compañías, de Economía Popular y Solidaria; el gerente General del Banco Central del Ecuador y el presidente del Directorio de la Corporación de Seguro de Depósitos, Fondo de Liquidez y Fondo de Seguros Privados".