Kuwait. La reconstrucción de Irak después de tres años de guerra con el Estado Islámico costará más de US$88.000 millones y las viviendas serán una prioridad, dijeron funcionarios iraquíes este lunes en una conferencia internacional de donantes.

Inversores y donantes se han reunido esta semana en Kuwait para discutir esfuerzos por reconstruir la economía e infraestructura de Irak, mientras emerge de un conflicto devastador con los militantes de línea dura que tomaron casi una tercera parte del país.

Irak declaró la victoria sobre el Estado Islámico en diciembre, después de recuperar todo el territorio capturado por los militantes en 2014 y 2015. Los combatientes también han sido derrotados en la vecina Siria.

Las siete provincias atacadas por los militantes sufrieron daños directos por US$46.000 millones, incluyendo la destrucción de 147.000 unidades de vivienda.

Cerca de US$23.000 millones se necesitarán en el corto plazo y más de US$65.000 en el mediano plazo, dijo el director general del Ministerio de Planeamiento de Irak, Qusay Adulfattah, en la conferencia.

"Reconstruir Irak es restablecer la esperanza en Irak, y restaurar la estabilidad de Irak es estabilizar los estados de la región y del mundo", dijo el ministro de Planeamiento, Salman al-Jumaili.

Las siete provincias atacadas por los militantes sufrieron daños directos por US$46.000 millones, incluyendo la destrucción de 147.000 unidades de vivienda, mientras que las fuerzas de seguridad reportaron pérdidas por US$14.000 millones.

Decenas de miles de millones se perdieron indirectamente en daños a la economía en general y años de crecimiento perdido, agregó el ministro.

Irak publicó una lista de unos 157 proyectos para los que busca inversiones, que incluyen la reconstrucción de instalaciones destruidas como el aeropuerto de Mosul, casas, hospitales, escuelas, carreteras, negocios y telecomunicaciones, además de planes para diversificar la economía del país.