Las remesas a México, una de las principales fuentes de divisas del país, crecieron un 13% en agosto en tasa interanual, su mayor ritmo de expansión en siete meses, informó el jueves el banco central.

Los envíos sumaron US$2.266 millones en agosto, lo que se compara con los US$2.004 millones del mismo mes del año pasado, dijo el Banco de México (central).

De esta forma, la segunda mayor economía de América Latina ha recibido US$16,578 millones por concepto de remesas entre enero y agosto, un aumento del 6% interanual.

En Estados Unidos viven aproximadamente 11 millones de mexicanos y una gran parte de ellos trabaja en el sector de la construcción.

Las remesas son una de las principales fuentes externas de ingresos al país junto a las exportaciones petroleras, la inversión extranjera directa y el turismo.

En el 2014, los envíos fueron de US$23,647 millones, según cifras oficiales.