El economista jefe del Banco Mundial, Paul Romer, renunció este miércoles al Banco Mundial tras sus dichos respecto a una presunta manipulación del ranking Doing Business, con la que se habría perjudicado al gobierno de la presidenta chilena Michelle Bachelet, en favor de Sebastián Piñera.

El encargado de confirmar la noticia al equipo del Banco Mundial, fue su presidente, Jim Yong Kim, quien precisó que Romver volverá a ejercer la docencia en la universidad de Nueva York.

“Paul es un economista destacado y un individuo perspicaz, y hemos tenido muy buenas discusiones en asuntos geopolíticos, de ubranización y el futuro del trabajo. Aprecio la franqueza y honestidad de Paul, y sé que lamenta las circunstancias de su partida”, aclaró Kim.

Polémica al rojo. Tras los dichos de Romer sobre Chile, la consejera delegada del ente financiero, Kristalina Georgieva calificó como “desafortunadas” las declaraciones que entregó al Wall Street Journal

Romer había declarado que se había cambiado de manera "injusta y engañosa" la metodología de medición del "Doing Business" para mostrar un indicador más bajo de Chile durante el gobierno de la socialista Michelle Bachelet.

El informe "Doing Business" es uno de los reportes más importantes y reconocidos del Banco Mundial, que clasifica a los países de todo el mundo por la competitividad de su entorno empresarial.

El organismo financiero dijo posteriormente en una carta dirigida al ministro de Hacienda, Nicolás Eyzaguirre, y a la que accedió Reuters, que las declaraciones de Romer fueron desafortunadas, tras lo cual el ahora ex economista jefe del Banco Mundial se desdijo de lo que planteó inicialmente.

Las declaraciones de Romer produjeron un terremoto político en Chile.

Romer sería reemplazado de manera interina por Simeon Djankov y Federica Saliola.

* Con información de Reuters, Biobio.cl y El Mostrador.