La Paz. Las Reservas Internacionales Netas (RIN) bolivianas registran crecimiento sostenido a septiembre de este año y se ubican en la cifra récord de US$15.494 millones, difundió un informe el Banco Central de Bolivia (BCB).

El detalle específica que del 1 de enero al 6 de septiembre de esta gestión, las RIN se incrementaron en 7,4% respecto a diciembre de 2013 cuando llegó a US$14.430 millones.

Comparativamente con el tamaño de su economía, Bolivia tiene el índice más alto en reservas monetarias respecto a su Producto Interno Bruto (PIB).

Actualmente representa el 51% de su PIB, cifrado en US$30.381 millones. Este índice macroeconómico es importante para la economía de un país, pues da parámetros de la situación o desenvolvimiento económico de una nación.

En la última década, las reservas internacionales se han multiplicado en nueve veces, aumentando de US$1.714 millones en 2005 a US$15.494 millones al 6 de septiembre de la presente gestión, según datos oficiales del Ministerio de Economía y Finanzas Públicas y del BCB.

Bolivia concluyó el año pasado con US$14.430 millones en las RIN, en 2012 llegó a US$14.180 millones.

La estructura de las reservas monetarias por moneda, al 31 de julio de este año, da cuenta de que el 69% de los depósitos están en dólares estadounidenses, el 11,8% en oro, el 10,4% en euros, el 2,5% en yuanes, el 2,3% en dólares australianos, el 2,2% en dólares canadienses y el 1,7% en derechos especiales de giro (DEG).

En la gestión 2013, el flujo neto de ingresos de las RIN ascendió a US$2.846,0 millones, como resultado de ingresos por US$5.955,7 millones y egresos de US$3.109,7 millones.

Los principales ingresos fueron los pagos por exportaciones por gas de YPFB, los desembolsos de créditos externos, el ingreso por la segunda emisión de los bonos soberanos y los ingresos por exportaciones de la Empresa Metalúrgica Vinto. En los egresos se destaca los pagos de YPFB por la importación de diésel, entre otros.

La exportación de gas natural a Brasil y Argentina es la principal fuente de ingresos para las RIN. El BCB destina parte de las utilidades de las RIN para que se pague el Bono Juana Azurduy.