A pesar de la vigencia de un estricto control de cambio, la tendencia declinante de las reservas internacionales se mantiene. En lo que va de año, han registrado una disminución de US$6.680 millones, equivalente a -19% con respecto al cierre del año 2009.

Los datos del Banco Central de Venezuela, BCV, al 6 de septiembre de este año, muestran que la explicación de este comportamiento de las reservas se debe a la progresiva contracción de los fondos represados en el ente emisor, puesto que el saldo del Fondo de Estabilización Macroeconómica se mantiene inalterable en US$831 millones desde el mes de mayo pasado.

Si se mira este indicador desde el cierre del ejercicio 2008, se tiene que las reservas se han reducido en US$13.977 millones en un período de dos años y ocho meses; situación que obedece a los retiros de reservas internacionales hechos por el Ejecutivo para nutrir al Fondo de Desarrollo Nacional (Fonden).