El Indice de Salario registró un avance de 29,45% a lo largo del año pasado, merced a los aumentos acordados principalemente en el sector privado registrado, informó el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

Según el organismo, los salarios del sector privado aumentaron durante el año 35,78%, los ingresos de los trabajadores "en negro" crecieron 32,76%, mientras que los sueldos del sector público, en su conjunto aumentaron el 9,68%.

Esta última cifra obedece a que los trabajadores públicos tuvieron paritarias a mediados de año y sus reajustes se extienden hasta abril o mayo de este año, según cuál sea la dependencia nacional, provincial o municipal en la que trabajen.

Estos niveles de incremento en el 2011 se lograron luego de que en diciembre se anotaran alzas del 3,13% en los ingresos de los trabajadores privados registrados, del 2,28% en los "no registrados", y del 0,05% en los empleados públicos.

A mediados de enero, el vicepresidente Amado Boudou remarcó, en medio de los reclamos de los gremios de un piso de incremento del 25%, que en las paritarias la "responsabilidad les cabe tanto a los sectores empresarios como a los representantes de los trabajadores para que el crecimiento pueda sostenerse y que sigan creciendo los niveles de consumo".

En esa oportunidad, Boudou sostuvo que "cada cual tiene que tomar su responsabilidad y llegar a acuerdos, de eso se tratan las paritarias, donde los aumentos de los salarios sean sustentables en el tiempo".

El vicepresidente se refirió así a la cuestión salarial en medio del debate desatado durante las últimas semanas en torno al tema a partir del reclamo de una mejora de alrededor del 25% formulado desde algunos gremios para el corriente año.

En este contexto, a fines de enero pasado, los trabajadores de la Industria Aceitera acordaron un aumento salarial del 24%.

Por su parte, los trabajadores de la construcción comenzarán a cobrar la semana próxima un plus salarial de 500 pesos (US$115,4), que se repetirá en los tres meses siguientes hasta completar un monto total de 2.000 pesos (US$461,8), a cuenta de negociaciones futuras.

Así, la Unión Obrera de la Construcción y la cámara empresaria se suman formalmente a los sectores que prevén pagos extraordinarios durante los meses de verano, mientras se prepara el terreno para las negociaciones de los salarios de convenio de este año.