Santiago. La economía chilena mantendría su pujante ritmo de expansión el próximo año y el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) podría superar el 6% en el 2011, dijo este lunes el presidente Sebastián Piñera.

Las estimaciones del mandatario están en línea con los pronósticos del Banco Central, que estima una expansión del PIB de entre el 5,5% y el 6,5% para el próximo año.

El organismo emisor proyecta para Chile un crecimiento de entre un 5,0 y 5,5 por ciento en el 2010.

Crecerá "largo arriba de 5% (...) y el próximo año vamos a crecer aún más (...). Espero que sobre 6%", dijo Piñera en una entrevista con la televisora estatal TVN.

Una pujante demanda interna unida a un buen ciclo para los precios del cobre, principal exportación chilena, ha favorecido al país sudamericano, que de esta forma, deja atrás la contracción del 1,5% en el 2009 y los efectos del devastador terremoto de fines de febrero.