Washington. Las nuevas solicitudes de beneficios por desempleo en Estados Unidos disminuyeron más de lo esperado la semana pasada, pero una medida sobre las tendencias subyacentes del mercado laboral subió a máximos de nueve meses, mostraron este jueves datos del gobierno.

Las solicitudes iniciales de subsidio de desempleo bajaron en 31.000 a una tasa ajustada estacionalmente de 473.000 en la semana terminada el 21 de agosto, dijo el departamento de Trabajo.

Los analistas consultados por Reuters esperaban que las solicitudes cayeran a 490.000 desde una cifra reportada originalmente de 500.000 la semana previa, dato que fue revisado al alza para mostrar 504.000 en el informe de este jueves.

El promedio móvil de cuatro semanas de nuevas solicitudes iniciales, considerado una mejor medida de las tendencias subyacentes del mercado laboral, subió en 3.250 a 486.750, la cifra más alta desde el pasado noviembre.