La agencia Standard & Poor´s ratificó este miércoles las calificaciones crediticias de Chile y mantuvo el panorama en positivo.

S&P mantuvo la calificación de la deuda de largo plazo en moneda extranjera en "A+" y la de corto plazo en "A-1", ambas cómodamente dentro de la escala de grado de inversión.

La agencia dijo en un comunicado que el panorama positivo sugiere la posibilidad de un alza en la calificación, siempre y cuando nuevas reformas microeconómicas y políticas macro prudentes afiancen las perspectivas de crecimiento del país en el largo plazo.

"La baja carga fiscal de Chile, la estabilidad política y una economía flexible y resistente apoyan las calificaciones", dijo el analista de S&P Joydeep Mukherji, citado en el comunicado.

Al mismo tiempo, el analista señaló que el bajo nivel comparativo de ingreso per cápita y la estrecha base económica limitan las calificaciones.