Satnago. Chile registró en mayo un superávit comercial de US$729,1 millones, inferior al superávit de US$1.320 millones del mismo mes del año pasado, informó el banco central.

La disminución del superávit se debió principalmente a un significativo incremento de las importaciones, especialmente de bienes intermedios, lo que contrarrestó el aumento de las exportaciones mineras.

El país sudamericano es el mayor productor y exportador mundial de cobre.

Las exportaciones del mes ascendieron a US$5.440 millones, un incremento del 32% frente a los US$4.120 millones durante el mismo período del año anterior.

Los envíos del período de enero a mayo sumaron US$27.270 millones, un incremento del 36% frente a los US$19.990 millones para los cinco primeros meses de 2009.

El incremento de las exportaciones se debió, en parte, al alza de los precios internacionales del cobre.

Durante mayo el cobre promedió US$3,10 la libra, al alza frente a US$2,07 en mayo de 2009.

En el período de enero a mayo, el cobre promedió US$3,30 la libra, según la Comisión Chilena del Cobre (Cochilco), en comparación con un promedio de US$1,74 la libra durante los primeros cinco años de 2009.

Las importaciones aumentaron 68% a US$4.710 millones durante mayo en comparación con los US$2.800 millones durante el mismo período del año anterior.

En lo que va corrido del año, se expandieron 38% a US$20.500 millones, en comparación con los US$14.900 millones de un año antes.

Las reservas internacionales de Chile sumaban a fines de mayo US$24.860 millones, por debajo de los US$25.520 millones a fines de abril.