Lima.  El superávit comercial de Perú se redujo un 26% en julio frente al mismo mes del año pasado, debido a un incremento en las importaciones principalmente de insumos, en medio de un vigoroso crecimiento de la economía local, informó este viernes el Banco Central.

El ente emisor dijo que el superávit comercial sumó US$445 millones en el séptimo mes del año, frente a los US$605 millones de igual periodo de 2009. De acuerdo al banco, las importaciones en julio aumentaron a US$2.519 millones comparado con los US$1.749 millones que sumaron en el mismo mes del ejercicio anterior.

En este rubro, destacaron las compras de insumos en el exterior, que llegaron a US$1.270 millones, por sobre los US$839 millones en el mismo mes del año pasado.

Respecto a los envíos al exterior de julio, ascendieron a US$2.964 millones frente a los US$2.355 millones del mismo lapso del 2009.

Perú es un gran exportador de materias primas. El país andino es el primer productor mundial de plata, el segundo de cobre y zinc y el sexto de oro. Además, es el mayor productor y exportador de harina de pescado.

La crisis mundial de los años 2008 y 2009, que golpeó al intercambio comercial, dio paso a un mayor dinamismo de la demanda interna, principalmente de sectores como construcción y manufactura para atender el aumento del consumo doméstico.

Así, la economía peruana, ha registrado en los últimos meses tasas arrolladoras de crecimiento y el Banco Central peruano revisó recientemente al alza su proyección de expansión para este año entre un 7,5% y un 8%.

La cifra representa un gran salto frente al crecimiento de sólo un 0,9% del año pasado, cuando el país fue duramente golpeado por la turbulencia financiera internacional.

Entre enero y julio, la balanza comercial peruana se elevó a US$3.532 millones desde los US$2.453 millones del mismo periodo del año anterior.

En detalle, los envios al exterior, acumularon US$18.995 millones en los primeros siete meses del año y las importaciones sumaron US$15.463 millones, agregó.