Brasilia. Los efectos estacionales elevaron la tasa de desempleo de Brasil por segundo mes seguido en febrero, subrayando la lenta y desigual recuperación del mercado laboral desde una profunda recesión.

La tasa de desocupación ascendió al 12,6% en los tres meses a febrero desde 12,2% en enero, dijo este jueves el Instituto Brasileño de Geografía y Estadísticas (IBGE), el instituto de estadísticas nacional.

El desempleo de Brasil tiende a crecer en el primer trimestre del año por el vencimiento de contratos temporarios firmados durante el inicio de la temporada vacacional, dijo Cimar Azeredo, economista del IBGE.

Los dos meses de aumentos siguen a nueve meses de declives que bajaron la desocupación desde máximos.

Sin embargo, esa mejora mostró indicios de debilidad pues casi todos los incrementos de nóminas involucraron puestos informales. El número de trabajadores formales cayó en febrero a los menores niveles desde 2012, dijo el IBGE.

Mientras los salarios ajustados por inflación se estancan, el banco central podría tener dificultades para levantar de nuevo el ritmo de incremento de precios a su rango de metas, tras quedar debajo de ella el año pasado por primera vez en la historia.

Este mes, el banco sorprendió al insinuar un posible recorte adicional de tasas de interés en mayo, incluso cuando la tasa referencial Selic estaba en su mínimo en los registros.

El desempleo de dos dígitos, junto con una generalizada capacidad ociosa en las empresas, ha mantenido limitadas las presiones inflacionarias.