El tipo de cambio empezó la semana en un nuevo máximo histórico. En el mercado interbancario perforó la barrera de los 16 pesos, mientras que en bancos llegó hasta 16.30 unidades por dólar.

¿Qué pasó que llevó al tipo de cambio a estos nuevos niveles? Estos son tres puntos para entenderlo:

Alza en tasas de la Fed

Los inversionistas llevan tiempo anticipándose al alza de tasas de la Fed, por lo que han movido su capital de países emergentes, como México, a Estados Unidos. Esto aumenta la demanda por dólares y presiona su precio, el tipo de cambio.

Sin embargo, hoy se dieron nueva señales de que el aumento es inminente.

El presidente de la Fed de St. Louis, James Bullard, dijo a la televisión estadounidense que existe más de un 50% de probabilidades de un alza en los tipos de interés dentro de dos meses, dado que la inflación está avanzando hacia la meta del 2 por ciento y que la desocupación bajará a menos del 5 por ciento.

Falta de crecimiento

Aunque pesa menos, los inversionistas también toman en cuenta que la economía mexicana no termina de despuntar y los pronósticos de crecimiento para el año se han revisado consistentemente a la baja.

Se debilita la confianza

Los inversionistas también han tomado en cuenta hechos recientes que impactan la buena imagen que se ha tratado de construir alrededor del país.

La fuga de Joaquín “El Chapo” Guzmán hace una semana de un penal de máxima seguridad ha mermado la confianza de los inversionistas, junto con una percepción de que la seguridad pública no mejora en el país.

A esto se debe añadir el resultado de las licitaciones de la Ronda Uno, donde sólo dos de 14 bloques fueron adjudicados. Así, se duda que la Reforma Energética vaya a tener el impacto que se previó.