Bruselas. España necesita ponerse a trabajar rápidamente para explicar a la Comisión Europea por qué su déficit presupuestario del 2011 fue sustancialmente superior al previsto y entregar planes presupuestarios claros para el futuro, dijo este martes el brazo ejecutivo de la UE.

El ministro de Hacienda español anunció este lunes que el déficit presupuestario alcanzó el 8,51% del Producto Interior Bruto (PIB) en el 2011, por encima de la estimación preliminar del 8,2% y muy por encima de las previsiones de la Comisión de una cifra más cercana al 6,5%.

"Necesitamos comprender las causas de esta significativa desviación", dijo el portavoz de la Comisión, Olivier Bailly, en una rueda de prensa regular.

"¿Es por un problema en la parte de los ingresos? ¿Es un problema por el lado de los gastos? ¿Es un problema a nivel nacional, es un problema de las regiones? ¿Es un problema como el déficit del sistema de la seguridad social?", se preguntó.

"Necesitamos contar con este análisis antes de llegar a una conclusión, necesitamos ayudar a las autoridades españolas a preparar sus presupuestos y necesitamos estos elementos para ayudar a Eurostat a concluir y validar estas cifras en abril", agregó.

Bailly dijo que España tiene que entregar sus estimaciones para los presupuestos del 2012 en las próximas semanas y no a finales de marzo, añadiendo que la tarea que hay entre manos es tan grande que no puede demorarse.

"La magnitud del desafío es tan elevada que necesitamos tener algo creíble en el proceso, así que tomar otros pocos días, otras pocas semanas para tener algo creíble será, podría ser, la clave del éxito de esta operación", dijo.

"Esperamos ahora que las autoridades españolas tengan en las próximas semanas, en el transcurso del mes de marzo, un borrador presupuestario para 2012", dijo, enfatizando que entregarlo a finales de marzo no sería aceptable.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, reiteró el 23 de febrero que el presupuesto será presentado el próximo 30 de marzo, mientras que diversas autoridades económicas han confirmado que este viernes se aprobará el techo de gasto que sirve de base para configurar los presupuestos.

En una entrevista en Radio Nacional de España, el secretario de Estado de Administraciones Públicas, Antonio Beteta, dijo que el techo se elaborará teniendo en cuenta el objetivo de déficit público que se está negociando con Bruselas y que en la víspera el ministro de Hacienda se negó a cuantificar.

Ante el adverso panorama económico que llevó a Bruselas a revisar fuertemente a la baja el crecimiento de la eurozona y el de España, donde proyecta una contracción del uno por ciento, Rajoy y otros responsables políticos han dicho que hablarían con la Comisión Europea sobre los objetivos de déficit y las nuevas previsiones.

"La lógica de las cosas hará que las instituciones comunitarias y el Gobierno de España alcancen el acuerdo, que se plasmará en los presupuestos de este ejercicio", dijo Beteta.

Aunque en Bruselas insisten en que no se negociará el objetivo de déficit hasta que se presenten los presupuestos, Beteta negó que el Gobierno fuese a subir los impuestos y sugirió que Bruselas dará a conocer un nuevo objetivo del déficit antes del viernes.

La meta actual comprometida con la Comisión Europea es cerrar el 2012 con un déficit equivalente al 4,4% del PIB, lo que requeriría hacer recortes de más de 41.000 millones de euros.

"Se supone que Bruselas, conocidos los datos de hoy, hará la correspondiente indicación en estos días y que el Gobierno recogerá en el techo de gasto para el viernes", insistió Beteta.

El diario El País cita a un portavoz del Gobierno diciendo que antes del viernes podría anunciarse una nueva meta de déficit, aunque una portavoz consultada por Reuters no quiso confirmar que el Ejecutivo esperase una moderación del objetivo.

El portavoz de la Comisión volvió a ser claro sobre este punto el martes: "No estamos hablando de conceder ningún tipo de flexibilidad a la normativa vigente (...) No estamos hablando de conceder más flexibilidad a ningún estado miembro cuando se trata de cumplir los compromisos."