Berlín. No hay necesidad de nombrar a un "comisario de presupuesto" con el poder de vetar las decisiones adoptadas por el Gobierno griego respecto a sus arcas fiscales, dijo este martes el presidente del grupo de ministros de Finanzas de la zona euro, Eurogrupo, y primer ministro luxemburgués, Jean-Claude Juncker.

Grecia, que ha incumplido reiteradamente las metas fiscales impuestas por sus financistas internacionales, reaccionó con furia a los llamados alemanes para el nombramiento de un funcionario de esas características, afirmando que eso sería una afrenta a la soberanía nacional.

Juncker agregó, a una radio germana, que existía la posibilidad de que Atenas alcance un acuerdo a fines de esta semana con sus acreedores privados sobre un canje de deuda griega, haciéndose eco de los dichos del primer ministro heleno,

Lucas Papademos, en una cumbre de líderes de la UE en Bruselas el lunes.

A su vez, el ministro de Finanzas de Luxemburgo, Luc Frieden, afirmó en Dubai que Grecia y sus tenedores de bonos privados se dan cuenta de la necesidad de evitar un colapso financiero del país y están cerca de un acuerdo de reestructuración de la deuda.

"Estamos cerca de encontrar un acuerdo (...) Porque el acuerdo es de interés de la zona euro, pero también de los acreedores privados", afirmó Frieden a Reuters durante una visita a países del Golfo Pérsico.

"Dado que el objetivo final es evitar el colapso financiero de Grecia con consecuencias mucho más sustanciales para la estabilidad de la zona euro", agregó.

Frieden comentó que no había pedido ayuda a los países del Golfo para resolver los problemas de deuda europeos, pero añadió que el Consejo de Cooperación del Golfo entendía la necesidad de jugar un rol importante en el fortalecimiento del Fondo Monetario Internacional.

"Vivimos en un mundo interconectado y mediante la participación en el FMI, pensamos que el FMI tiene que jugar un rol relevante cercano a los mecanismos europeos que hemos creado", agregó.

"A través del FMI y aumentando los recursos del FMI, obviamente todos los demás países tienen un interés en que Europa sea un lugar de crecimiento (...) Creo que los países del Consejo de Cooperación del Golfo están plenamente conscientes de su importante papel en la economía mundial mediante el FMI y las instituciones de Bretton Wood", agregó.