MONTEVIDEO. La economía uruguaya crecerá un 6,5% este año, dijo este martes el Gobierno en un proyecto de ley de presupuesto presentado al Congreso, en el que también informó que emitirá US$5.000 millones en el período 2010-2014 para cubrir pagos de deuda.

La meta de crecimiento previa era de un 5,1% para el 2010. En tanto, para el año próximo las autoridades esperan una expansión de un 4,5% en el Producto Interno Bruto (PIB), por encima del 4,2% anterior.

"El escenario macroeconómico que sustenta esta programación presupuestal supone un ritmo de crecimiento significativo en los próximos años", dijo el Ejecutivo en un anexo del proyecto de ley del presupuesto nacional para el período de Gobierno.

Las autoridades esperan un crecimiento del PIB de un 4% desde el 2012 hasta finalizar el periodo de Gobierno.

Asimismo, el Gobierno prevé una inflación menor al 6,6% para este año y de un 6% para el 2011.

Anteriormente, las autoridades esperaban un alza en los precios minoristas de entre un 4% y un 6% para un período de 18 meses que finalizaba en junio del 2011.

La economía uruguaya, basada principalmente en las exportaciones agropecuarias, logró sortear en el 2009 la crisis financiera internacional y se expandió un 2,9%, por encima de la meta oficial. El 2010 sería el octavo año consecutivo de crecimiento del pequeño país.

En el primer trimestre de este año, la economía local creció un 8,9% interanual.

Por su parte, el Gobierno mantiene su pronóstico de déficit fiscal de un 1,2% para el 2010, y prevé un descenso gradual del índice que llegaría a un 0,7 del PIB en 2015.

El proyecto de ley de presupuesto uruguayo pronostica un retroceso de la moneda local frente al dólar de un 9,6% para este año.

En lo que va del 2010, la moneda del país latinoamericano acumula una caída de un 5,5%

DEUDA

Debido a los abultados pagos a los que debe hacer frente Uruguay en el segundo período consecutivo de la izquierda en el Gobierno, el Poder Ejecutivo decidió retornar a los mercados con una emisión de US$5.000 millones.

"Las fuentes de financiamiento para cubrir las amortizaciones de deuda y el déficit fiscal se obtendrán básicamente del mercado de capitales, siendo la prioridad el endeudamiento en moneda nacional", dijo el Gobierno en el proyecto de ley.

"En la medida que las circunstancias lo permitan, se dará prioridad al mercado doméstico sobre el externo en las nuevas colocaciones para financiamiento. Se proyecta realizar un total de emisiones en ambos mercados por un total equivalente a US$5.000 millones aproximadamente", añadió.

Entre el 2010 y el 2014, Uruguay deberá pagar US$3.500 millones en amortizaciones de deuda, según el documento, entre las cuales se destacan los vencimientos por más de US$1.000 millones en el próximo año que equivalen a un 2,5% del PIB.

En tanto, el total de intereses a pagar en ese período es aproximadamente de US$5.500 millones.

"Para el período considerado, no se prevé un uso de los saldos de las cuentas del gobierno como fuente de financiamiento", agregó el documento.

La última emisión de bonos que realizó el país fue en septiembre del 2009 cuando lanzó un título por US$500 millones, con vencimiento en el 2025.

En esa oportunidad recibió ofertas por US$2.689 millones.

La Cámara de Representantes tendrá 45 días para analizar y aprobar el proyecto de ley y luego enviarlo al Senado, donde se discutirá por el mismo plazo. El presupuesto debe entrar en vigencia el 1 de enero del 2011.