Montevideo. Los analistas e instituciones privadas encuestados por el Banco Central (BCU) elevaron en abril sus proyecciones de crecimiento para 2010 y redujeron el déficit fiscal esperado para el cierre del año.

Según los datos difundidos ayer por la autoridad monetaria, la media de las proyecciones privadas arroja un incremento del Producto Bruto Interno (PBI) de 4,6% para 2010, que se desacelerará en el próximo año, para crecer a una tasa de 4%.

Las proyecciones de marzo arrojaban, en cambio, un crecimiento de 4,2% para este año.

Incluso, los más optimistas contemplan la posibilidad de que la economía uruguaya se expanda 5,9% en 2010. Ningún analista consultado en el último mes proyecta un crecimiento menor a 2% en el período.

En marzo, los analistas privados esperaban que las cuentas públicas cierren 2010 con un desequilibrio equivalente a 1,25% del PBI. Sin embargo, durante el último mes los expertos corrigieron esa cifra y el déficit fiscal proyectado se redujo a 1,1%.

Analistas e instituciones financieras consultadas regularmente por el BCU hacen eco del compromiso asumido por el ministro de Economía, Fernando Lorenzo, de reducir el desequilibrio de las cuentas públicas.

Para el cierre de 2011, esperan un déficit más moderado, de 0,9% del PBI.