La inflación en Uruguay en mayo último fue del 0,49%, mayor a la registrada en el mismo mes de 2014 (0,32%), impulsada por un aumento en los alimentos, informó este miércoles el Instituto Nacional de Estadística (INE).

El Índice de Precios al Consumo (IPC) acumula un avance del 5,16% en 2015, el más alto para ese periodo desde 2007, y del 8,41% en el último año móvil, frente al 5,01% y 9,18% verificado un año atrás, respectivamente.

A lo largo de 2014 el IPC se expandió un 8,26% y terminó arriba del techo del rango meta del gobierno, fijado en el 7%.

La mayor incidencia en el aumento de mayo pasado fue del rubro alimentos, que aumentó un 0,58%, seguido por vivienda y restaurantes y hoteles, con alzas del 0,54% y 0,77%, respectivamente.

Analistas consultados en la última encuesta de expectativas del Banco Central del Uruguay (BCU) pronosticaron para mayo de este año una inflación del 0,50%.

El presidente del BCU, Mario Bergara, dijo hace unos atrás que la inflación estaba bajo control, aunque admitió que es difícil encauzarla en el rango meta a raíz de factores internos y externos.