El proyecto se denomina Comando y Control para la Seguridad Ciudadana y consiste en la instalación de pantallas telemáticas que articularán los servicios de diversas instituciones para atender las emergencias y desastres.

Las pantallas serán ubicadas en las siete regiones y dos distritos especiales en los que ha dividido al país la Secretaría Nacional de Planificación y Desarrollo (Senplades). La empresa adjudicada sería la empresa estatal china Ceiec.

En cuanto a la inversión petrolera, de acuerdo con el informe presentado por el coordinador general de planificación estratégica y control de programas, Jorge Regalado, las revisiones técnicas por parte de la Oficina Conjunta (integrada por técnicos ecuatorianos y chinos) se iniciaron recién la segunda semana de enero.

Petroecuador había presentado proyectos por US$188 millones. Sin embargo, la Oficina Conjunta descartó los proyectos de compra de tanques de techo flotante por ser proyectos Engineering Procurement and Construction (EPC), denominados también llave en mano.

Los proyectos aprobados, en ese entonces estaban avaluados en US$160 millones, pero al final se acordó que todos los productos requeridos costarían US$100 millones. Regalado indicó que basado a un proceso de negociación, se obtuvo un ahorro de US$60 millones con respecto al precio inicial.

El saldo del Ecuador con China al 31 de agosto del 2011 será de US$3 mil millones. Esto debido a que ya se han hecho varios pagos. China ha entregado y comprometido recursos por más de US$7 mil millones al país sudamericano.

Sobre el tema, el ministro Rivera explicó que no ha habido apuro en el contrato. Comentó que los proyectos de inversión se presentan a Senplades en julio de cada año, y de esta manera existe una batería de proyectos listos para financiar.

Para el experto petrolero Fernando Villavicencio, estas negociaciones con China generan, además de la dependencia económica, una dependencia tecnológica frente a ese país.

También mencionó que esta tecnología ha sido cuestionada. Villavicencio critica además que no se realicen licitaciones para garantizar la calidad y el precio y que se haya violentado el contrato de crédito que indicaba que los US$200 millones debían ir a la empresa pública Petroecuador.

El saldo del Ecuador con China al 31 de agosto del 2011 será de US$3 mil millones. Esto debido a que ya se han hecho varios pagos. China ha entregado y comprometido recursos por más de US$7 mil millones al país.

Último préstamo. El recientemente financiamiento anunciado es de US$2 mil millones: US$1.400 millones son de libre disponibilidad y US$600 millones para proyectos en los que participen empresas chinas.