Caracas. La estatal Pdvsa pierde alrededor de US$1.500 millones al año por un subsidio a la gasolina que convierte al combustible venezolano en el más barato del mundo, dijo este domingo el presidente de la petrolera, Rafael Ramírez.

Petróleos de Venezuela (Pdvsa) elevó un 27% sus ingresos entre enero y septiembre de 2010 en medio del alza que observaron los precios del crudo, pero las ventas en el mercado doméstico se redujeron a US$965 millones, representando menos del 1,5% del total .

"En comparación con el costo de producción, (el subsidio) es más de US$1.500 millones", respondió el ministro de Energía y Petróleo, Rafael Ramírez, al ser consultado por el presidente Hugo Chávez durante su programa dominical de televisión, transmitido desde el estado Vargas.

En Venezuela es posible llenar el tanque de un vehículo por menos de un dólar, pues el litro de gasolina tiene un precio de entre 3 y 4 centavos de dólar, después de 12 años de congelación de las cotizaciones.

"Tenemos que empezar a disminuir el consumo de gasolina. La gasolina venezolana es la más barata del mundo (...) El gobierno está subsidiando más del 90% de lo que realmente cuesta esa gasolina", dijo Chávez.

El país sudamericano lleva años tratando de implementar un plan para sustituir el creciente consumo de gasolina por gas natural vehicular, pero los resultados son muy limitados hasta ahora.

Tras la crisis energética que sacudió al miembro de la OPEP entre 2009 y 2010, obligando al racionamiento del servicio de luz, Pdvsa ha estado dedicando un mayor volumen de combustibles para generar electricidad, lo que incrementa las pérdidas de la estatal en el mercado doméstico.

Ramírez dijo este mes a periodistas que Venezuela intentará este año reducir en al menos 100.00 barriles diarios (alrededor del 17%) su consumo interno de combustibles, a fin de revertir la declinación que acumulan las exportaciones de productos derivados.