Río de Janeiro. Los volúmenes de ventas minoristas de Brasil cayeron un 0,2% en abril desde marzo, dijo el viernes la agencia oficial de estadísticas IBGE, en una inesperada señal de que ya podría estar funcionando el freno al crédito.

Se esperaba que las ventas minoristas subieran un 0,3%, según la mediana de las estimaciones de 17 economistas en un sondeo de Reuters, que fluctuaban entre una baja del 0,5% y un alza del 1,2%.

Las ventas minoristas de abril saltaron un 10% respecto al mismo mes del año pasado, agregó el IBGE, menos que la estimación media del 10,8% del sondeo de Reuters, cuyos pronósticos fluctuaron entre un alza del 7,7% y del 13,10%.