Nueva York. Las acciones estadounidenses cerraron el martes con una fuerte alza y el índice S&P 500 alcanzó su cota más alta desde mediados de mayo, por la creciente convicción entre los inversores de que los bancos centrales tomarán más medidas para apoyar a las economías.

El Banco de Japón encendió la mecha durante la madrugada, cuando redujo inesperadamente las tasas a cerca de cero y dijo que inyectaría dinero en los mercados a través de la compra de activos.

La medida ocurre en momentos en que los mercados creen cada vez más que la Reserva Federal estimulará a la economía más grande del mundo de manera similar.

"La creencia hoy es que va a haber impresión de dinero", dijo Bucky Hellwig, vicepresidente senior de BB&T Wealth Management en Birmingham, Alabama.

"El impacto de eso en el corto plazo es un impulso alcista de los precios de los activos. Lo hemos visto en casi todas las materias primas", añadió.

La posibilidad de una política expansiva en Estados Unidos golpeó al dólar e impulsó los precios de las materias primas, mientras que las acciones de recursos naturales llevaron al S&P 500 a traspasar una resistencia de 1.150 puntos.

El petróleo alcanzó un máximo de cinco meses de cerca de US$83 el barril, y el oro alcanzó otro máximo de US$1.341,20 la onza.

El sector de materias primas encabezó la subida del S&P 500, con un alza del 2,8 por ciento, mientras que las acciones de la minera Freeport-McMoRan Copper & Gold escalaron 4,6% a US$91,21.

Las crecientes expectativas de otra ronda de expansión monetaria de la Fed han alentado últimamente el entusiasmo por las acciones.

Un importante funcionario de la Fed dijo el martes en una entrevista que el banco central debería hacer "mucho más" por una expansión monetaria para impulsar la débil economía.

Si se mantiene el nivel de 1.150 puntos, el próximo nivel de resistencia para el S&P 500 es visto en torno a los 1.170 a 1.175.

El promedio industrial Dow Jones subió 193,45 puntos, o 1,80%, a 10.944,72 unidades. El índice Standard & Poor's 500 ganó 23,72 puntos, o 2,09%, a 1.160,75 unidades. El índice Nasdaq Composite escaló 55,31 puntos, o 2,36%, a 2.399,83 unidades.

El Banco de Japón fijó el tono positivo temprano después de recortar su meta para las tasas interbancarias a virtualmente cero, y prometió comprar activos por un valor de 5 billones de yenes (US$60.000 millones) en una nueva dosis de estímulo económico.

Las acciones industriales también estuvieron entre las ganadoras del día. Los títulos de Boeing Co subieron 3,4% a US$68,60 y los de Caterpillar Inc ganaron 2,8% a US$79,40.

Por otra parte, las acciones de Walgreen Co subieron 2,6% a US$33,98, después de que la cadena de farmacias reportó un inesperado aumento en septiembre de las ventas en los mismos tipos de tiendas.