Las acciones en Estados Unidos cerraron este viernes al alza y registraron un leve ascenso en la semana a medida que aumenta lentamente la confianza en que la desaceleración económica podría no ser tan severa como se temía.

El Promedio Industrial Dow Jones avanzó 44 puntos, o 0,5%, a 10462, para un ascenso del 0,1% en la semana. Los inversionista dijeron que una semana con escasas cifras económicas hizo poco por socavar la naciente confianza en que la economía podría no estar dirigida hacia una recesión de doble caída.

El índice Standard & Poor's 500 subió 5 puntos, o 0,5%, a 1110 y el Índice Compuesto Nasdaq avanzó 6, o 0,3%, a 2242. El sector de los servicios básicos tuvo un desempeño débil luego que PG&E cayera un 8,4% luego que estallara durante la madrugada una de sus líneas de gas natural cerca de San Francisco.

"En los últimos meses, hemos tenido una buena cantidad de pesimismo que se ha estado acumulando y se ha observado esta señal de alivio ante cifras que mostraron que la situación no es muy buena, pero que tampoco es tan mala como se temía", dijo Tom Villalta, gerente de cartera de Jones/Villalta Opportunity Fund.

Chevron encabezó las alzas en el Dow al subir un 1,9% gracias a que el precio del crudo superó los US$76 por barril.

Factor China. El superávit comercial de China se redujo en agosto a US$20.030 millones, pero su superávit con Estados Unidos equivalió a un 90% del total, un incremento frente a los dos tercios de julio, según cifras del gobierno publicadas este viernes.

Las exportaciones del país crecieron el 34,4% en agosto frente a un año atrás, lo que se compara con el incremento del 38,1% en julio. Las importaciones ascendieron el 35,2%, frente al incremento del 22,7% en julio, según el gobierno.

Sin embargo, las especulaciones de que China podría anunciar pronto nuevas medidas para frenar su crecimiento causan preocupación por la futura demanda de metales y otros bienes básicos.

Los ADR de Nokia subieron el 1,8%. La compañía finlandesa informó el viernes de que su presidente ejecutivo, Olli-Pekka Kallasvuo, dimitirá el 20 de septiembre y será sustituido por Stephen Elop, actual responsable de la división de negocios de Microsoft.

Las acciones de National Semiconductor bajaron el 6,4%. La ganancia de la fabricante de chips con circuitos análogos casi se triplicó en el primer trimestre de su año fiscal, pero la compañía proyectó ingresos para el segundo trimestre inferiores a las expectativas de Wall Street.

Los ADR de Deutsche Bank subieron un 0,9%, tras caer un 3,2% el jueves tras informes de que el banco emitirá hasta US$11.400 millones en acciones nuevas.