Tokio. El yen subía este jueves debido a que las caídas en las bolsas asiáticas provocaron una retirada de posiciones en contra de la divisa nipona, mientras el dólar rondaba un mínimo de 16 meses ante las expectativas de que la Reserva Federal mantenga su laxa política monetaria.

"(El dólar) está llevado por ajustes de posición ya que el movimiento ha sido demasiado rápido. El rápido aumento del dólar de casi 10 yenes ha dejado (posiciones) largas considerables", dijo Osamu Takashima, estratega jefe de divisas en Citibank.

El dólar caía a 83,25 yenes, alejándose aún más de su máximo de seis meses y medio de alrededor de 85,55 de la última semana.