Iniciada la evaluación a las cuentas macroeconómicas de Honduras. Los temas de déficit fiscal y captación de tributos públicos, entre otros asuntos, comenzaron a discutirse entre funcionarios y la misión del Fondo Monetario Internacional (FMI) que está en el país.

A media mañana, la secretaria de la Presidencia y coordinadora del Gabinete Económico, María Antonieta de Bográn, y el director de Ingresos, Oswaldo Guillén, acudieron a las oficinas del BCH para reunirse con los personeros del FMI.

Minutos antes el secretario de Finanzas, Willian Chong Wong, expresó a los periodistas que el déficit fiscal para este año, o sea la diferencia entre los ingresos y el gasto del gobierno, sería a diciembre del presente año de un 3,5% del Producto Interno Bruto. Según el funcionario, cada punto representa 3.000 millones de lempiras (US$155 millones), es decir 10.500 millones (US$544 millones).

Entidades de la sociedad civil, como el Foro Social de la Deuda Externa de Honduras (Fosdeh), cuestionan que el gobierno ha erogado en el transcurso del presente año unos 12.000 millones de lempiras (US$622 millones), que no estaban contemplados en el Presupuesto de Ingresos y Egresos de la República.

La Secretaría de Finanzas ha reconocido esos gastos y ha revelado que estuvieron respaldados en ingresos obtenidos en el transcurso del presente año.

Los tributos. El director de Ingresos, Oswaldo Guillén, indicó que la meta de recaudación de tributos para el presente año ha estado sujeta a evaluaciones y reajustes. El diario oficial La Gaceta del martes 13 de abril proyecta para este año una captación tributaria de 43.262 millones de lempiras (US$2.244 millones)

El funcionario refirió que en el transcurso de noviembre se reporta una captación récord de tributos por concepto de las importaciones que asciende a más de 1.500 millones de lempiras, monto superior a un 711% de la meta original. La meta de recaudación tributaria para noviembre del presente año es de 3.100 millones de lempiras.

"Esto es positivo porque la economía hondureña aún no reporta el crecimiento esperado y las exportaciones no crecieron de manera significativa", indicó.

"En este momento el tributo más significativo de las medidas fiscales es la recaudación del Impuesto Sobre Ventas (ISV), mediante la eliminación de la tasa cero. Se estima que se percibirá entre los 500 y 800 millones de lempiras", indicó.

La DEI proyecta que para 2011 se recaudarán por esta vía entre 1.500 y 1.600 millones de lempiras, dependiendo de las condiciones del mercado.

Esta condición, dijo, es una prerrogativa que beneficiaba entre 20% y el 30% de las clases más ricas y pudientes el país. Se aplica a los productos o artículos suntuarios beneficiados con la exoneración de impuestos. Estos bienes de consumo serán objeto de revisión de la Secretaría de Finanzas, la DEI y los personeros del Fondo Monetario Internacional que se encuentran en el país.

Las referidas exoneraciones de impuestos fueron aprobadas durante el gobierno anterior y vencen hasta el 31 de diciembre del presente año. "Creo que tendremos un rendimiento mucho más favorable a partir del 1 de enero de 2011", indicó José Oswaldo Guillén.

¿Qué evalúa el FMI?. El directorio del Fondo Monetario Internacional aprobó un programa con el gobierno de Honduras que abarcará el período de octubre de 2010 a marzo de 2012.

El acuerdo está sujeto a un monitoreo trimestral, con base en metas indicativas y criterios cuantitativos de desempeño, así como metas estructurales.

La primera revisión concluirá el 15 de febrero, la segunda el 15 de mayo y la tercera el 15 de agosto, todas en 2011 o posteriormente. Las metas indicativas y criterios cuantitativos de desempeño son para finales de diciembre de 2010.