El servicio de la deuda pública absorberá el 78% del incremento total del presupuesto de 2011, al pasar esta partida presupuestaria de 7.415.8 millones de lempiras (US$384 millones) en 2010 a 13.191.3 millones de lempiras (US$683,6 millones) para el 2011. Los datos fueron brindados con suma preocupación por el coordinador del Foro Social de la Deuda Externa de Honduras (Fosdeh), Mauricio Díaz.

"El endeudamiento público, continuó, para 2011 reporta un incremento de casi 9.870 millones de lempiras mediante la colocación de títulos valores de la deuda interna a largo plazo, que en buena medida corresponde al acuerdo Stand By suscrito con el Fondo Monetario Internacional".

Con este comportamiento se evidencia que seguirá endeudandose el país de manera masiva, acelerada y con un desconocimiento total del impacto que la misma tiene, advirtió.

En paralelo, continúa Díaz, el Congreso Nacional aprueba endeudar con recursos externos al país para el 2011, con un monto aproximado a 8,173 millones de lempiras, es decir, aproximadamente 430 millones de dólares. Visto de manera conjunta, el endeudamiento interno y externo representan el 23.8%.

Al sumarse estos recursos a la partida de transferencias y donaciones de capital representan aproximadamente el 30% de los ingresos estimados por la administración central.

El presupuesto nacional, continuó, es financiado en un 70% por ingresos tributarios nacionales, lo que significa que de cada lempira gastado por el gobierno, únicamente 70 centavos son autofinanciados por el Estado de Honduras.

El coordinador del Fosdeh opina que en el área de ingresos es preciso destacar la alta dependencia de donaciones y préstamos que tendrá el presupuesto 2011.

En el caso de las donaciones, estas se registran en un poco más de los 4.000 millones de lempiras que en su mayoría corresponden al alivio de la deuda.

Hay que recordar, dijo, que estos recursos no se perciben como un flujo de efectivo fresco, sino más bien como el dejar de pagar al acreedor para financiar parte de la Estrategia para la Reducción de la Pobreza.

Este tema, que no solo es contable, requiere explicación ya que dicho alivio representa el 67% de las transferencias y donaciones de capital del sector externo.

Misión casi imposible

Según Díaz, el monto total del Presupuesto General de la República para 2011, que fue entregado al Congreso Nacional y que suma alrededor de 133 mil millones de lempiras, excede las capacidades reales del Estado hondureño para que pueda ser financiado y sostenible.

Es decir, continuó, que si asumimos el hecho de que todos los presupuestos aprobados por el Congreso son ampliados en valores superiores a los 7.000 millones de lempiras anuales, las posibilidades de que el fisco hondureño alcance la recaudación tributaria correspondiente son por demás irreales.

"Señalamos que es prácticamente imposible que el gobierno logre una recaudación tributaria superior a los 75.000 de lempiras, que es la meta prevista para el 2011", dijo.

Esperamos, amplió, que esta meta no signifique para la población la imposición de un nuevo paquete de medidas fiscales o una mayor rigurosidad de las aplicadas en marzo a través de la Ley de Fortalecimiento de los Ingresos, Equidad Social y Racionalización del Gasto Público.

La experiencia demuestra que las recaudaciones fiscales del año 2009 y la proyectada para el año 2010 distan mucho de los montos aprobados y aún más de lo estimado con la reforma fiscal.

"Esto se agrava si tomamos en cuenta que la economía hondureña en el 2010 va a crecer en menos de 3% y que persisten los efectos adversos con respecto al año anterior que tuvo crecimiento negativo de 2,1%", explicó.

La comitiva

El director ejecutivo del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), Armando Urtecho, informó que el jueves de la presente semana serán visitados por la misión del FMI.

De manera tradicional, los personeros que han venido al país conversan con los empresarios para conocer las impresiones que tienen respecto al comportamiento económico del país. La presidenta del Banco Cental de Honduras (BCH), María Elena Mondragón, expuso que la misión del FMI que arribó este lunes al país, además, se reunirá con autoridades de la Secretaría de Finanzas, de Ingresos y de la CNBS y la Ahiba.