Sao Paulo. La inflación de Brasil, medida por el referencial Indice Nacional de Precios al Consumidor Amplio (IPCA), se habría desacelerado en diciembre, reflejando un alza en los precios de los productos alimenticios, según un sondeo de Reuters divulgado este miércoles.

La inflación de Brasil, la mayor economía de Latinoamérica, se habría desacelerado a un 0,59% en diciembre, según la mediana de 13 analistas consultados por Reuters, cuyas estimaciones oscilaron entre el 0,57% y el 0,6%.

En noviembre, la inflación medida por el IPCA llegó al 0,83% y fue la más alta desde abril del 2005.

Son los precios de "los alimentos, volviendo después de subir bastante (...) (Se trata de) un movimiento más de aquí de adentro" con el fin del período entre cosechas, dijo Jankiel Santos, economista jefe del Espírito Santo Investment Bank.

En noviembre, el mayor efecto sobre el IPCA provino de las carnes, seguidas por el azúcar.

A comienzos de año, en tanto, la inflación de Brasil se volvería a acelerar debido a las presiones típicas del período sobre algunos ítemes, como alimentos, ya que las cosechas sufren con el clima cálido y lluvioso, la educación y por un alza de tarifas de los autobuses.

"En Sao Paulo, el reajuste anunciado en la tarifa de autobús urbano (...) provocará un impacto de 0,14 puntos porcentuales en el IPCA del mes (de enero), poco menos de lo causado en la misma época del año pasado, de 0,18 puntos", dijo Rosenberg & Associados en un comunicado a sus clientes.