Sao Paulo. Itaú Unibanco finalizó el año 2010 con una ganancia neta recurrente de 13.000 millones de Reales (US$7.768 millones), con retorno sobre el patrimonio neto promedio de 23,6%. La ganancia neta alcanzó a 13.300 millones de reales (US$7.947 millones), con un alta de 32,3% con relación al mismo período de año pasado, y rentabilidad anualizada del 24,1% sobre el patrimonio líquido promedio. La ganancia neta considera el impacto neto de efectos fiscales de la reversión parcial de la adicional para créditos de liquidación dudosa de 1.000 millones de Reales, y de constituciones y reversiones de provisiones para contingencias de carácter no recurrente de (R$ 700 millones (US$418 millones)).

Uno de los motores principales del resultado de 2010 fue el crecimiento de la cartera de crédito, que a fines de diciembre llegó 335.500 millones de Reales (US$200.490 millones), con un alza del 20,5% con relación al mismo período de 2009. En la misma comparación, el crédito para personas físicas presentó una elevación del 18,3% y para personas jurídicas, del 21,8%. Entre los puntos destacados, la cartera de crédito inmobiliario, considerando persona física y jurídica, tuvo un salto de 55,8% y la de las pequeñas y medianas empresas, de 31,2%. El índice de incumplimiento superior a los 90 días continuó presentando mejoras y retrocedió un 1,5% de enero a diciembre, alcanzando 4,2%.

“La economía brasileña continúa demostrando mucha vitalidad, con crecimiento de ingresos y empleos y generación de nuevos negocios. En este escenario, ha crecido sobremanera nuestra cartera de crédito, consiguiendo cumplir nuestro papel de inductor de desarrollo del país”, dice Roberto Setúbal.

En el año de 2010, una marca histórica para Itaú Unibanco: los recursos propios libres, captados y administrados, alcanzaron el saldo de R$ 1 billón (US$597.586 millones) al 31 de diciembre de 2010, con crecimiento del 18,3% sobre 2009. Este total incluyó R$ 317.700 millones (US$189.853 millones) en depósitos y captaciones con clientes, R$ 363.800 millones (US$217.402 millones) de fondos de inversión y carteras administradas y R$329.700 millones (US$197.024 millones) en recursos de previsión, operaciones comprometidas, capital de giro y otras captaciones.

Entre las diversas operaciones realizadas por el Itaú BBA en 2010, merece destacarse la oferta del título soberano brasileño, que totalizó US$500 millones de dólares norteamericanos.

En ingresos variables, coordinó un volumen expresivo de R$ 132.300 millones en ofertas públicas de acciones, participando del 59% de las transacciones.