Ciudad de México. Las reservas internacionales de México aumentaron en US$22.600 millones en 2010 para terminar el año en un récord de US$113.600 millones, impulsadas por los ingresos por exportaciones de petróleo y las compras de dólares del banco central luego que el peso se apreciara el año pasado frente al dólar.

El Banco de México informó que las reservas se elevaron en US$601 millones en la última semana del año como resultado de la compra de dólares por parte del gobierno federal y de otras transacciones.

Los precios del petróleo en 2010, mayores a lo esperado, contribuyeron al aumento de las reservas, ya que el Banco de México cambia dólares para el monopolio estatal Petróleos Mexicanos. El banco central compró además cerca de US$4.600 millones a bancos comerciales en virtud de un sistema de opciones de venta diseñado para aumentar las reservas cuando el peso se aprecia frente a la divisa estadounidense.

El peso se fortaleció un 5,8% frente al dólar en 2010.

El Banco de México vende US$600 millones en opciones todos los meses, las que se pueden ejercer en días en los que el peso se fortalece más que su promedio móvil de 20 días.

Los bancos ya han ejercido US$592 millones de los US$600 millones en opciones para enero, mediante la venta de dólares este lunes cuando el peso se apreció en el inicio del año. El peso se negociaba hace unos momentos en México a 12,2686 por dólar, según CQG, frente a los 12,3650 pesos por dólar del cierre de 2010.