Misión económica del FMI finalmente arriba a Argentina, para cumplir con el objetivo propuesto de asesorar al Instituto de Estadísticas y Censos (Indec), y diseñar y poner en marcha un nuevo índice de precios al consumidor con alcance nacional.

De acuerdo a lo señalado por el organismo internacional, la misión de expertos lleva una agenda específica acotada al índice, vale decir, toda la actuación del instituto -desde que fue intervenido políticamente a fin de 2006 por el secretario Guillermo Moreno- quedaría bajo la revisión del FMI, que incluye las cifras sobre crecimiento, pobreza y producción, entre otras, consigna Clarín.

“La misión no llevó a Buenos Aires un programa armado, sino que va a escuchar lo que el gobierno le pida sobre los índices”, dijeron fuentes cercanas al FMI.

Desde el Gobierno, en tanto señalaron que “no es como en los años ’90, no vienen con la receta ya preparada, sino que vienen a escuchar las necesidades del INDEC, como se hace en estos acuerdos de cooperación”, informa el mismo medio.

Aun cuando el ministro de Economía argentino Amado Boudou, señaló que con la visita de la misión económica del FMI, el gobierno no se estaba bajando los pantalones, lo que se busca es evitar que el directorio del FMI, trate un informe que dice que el país trasandino, además de incumplir con el artículo IV, tiene estadísticas poco confiables. Algo que genera preocupación tanto en el gobierno como en el propio Fondo