Tokio.  El índice Nikkei perdió este viernes un 1,4% tras marcar el día previo su cierre más alto en cuatro meses y medio, al intensificarse la toma de beneficios que reflejaron las fuertes caídas en la bolsa china y tras descensos en los precios de las materias primas.

Los precios de las acciones quedaron bajo presión luego de que la cautela por la posibilidad de que China aplique nuevas medidas de ajuste monetario impulsó a los operadores de fondos a recoger beneficios en activos de riesgo, como materias primas y acciones.

"El Nikkei quedó presionado tras ver la caída de las acciones en Shanghái de más del 3%. Surgió una toma de ganancias pues el mercado podría estar un poco preocupado por la reciente alza rápida de los precios de las acciones", dijo Hiroaki Kuramochi, de Tokai Tokyo Securities.

El índice Nikkei cerró el día con una caída del 1,4%, o 136,65 puntos, a 9.724,81. El Nikkei registró su peor desempeño porcentual diario desde el 29 de octubre. Este jueves terminó la sesión en 9.861,46 puntos, su mejor cierre desde el 24 de junio.

El más amplio Topix cerró con un descenso del 1,1%.