Tokio. El promedio Nikkei de la bolsa de Tokio perdió este viernes 1,9% y registró su mayor descenso semanal en un mes, cerrando por debajo de un nivel de soporte clave que según los inversores marca que se avecinan más caídas.

Nuevas señales de debilidad en el gasto de los consumidores en Estados Unidos, que generó preocupación sobre la perspectiva de los resultados corporativos, provocó gran parte de las ventas de acciones.

Las acciones de Mizuho Financial Group tocaron un mínimo de siete meses luego de que fuentes dijeron a Reuters que el banco decidirá el viernes vender hasta 6.000 millones de nuevas acciones en una oferta global, incrementando en 38% el total de acciones circulantes.

El índice Nikkei perdió 190,86 puntos y cerró en 9.737,48, por debajo de su nivel de movimiento promedio de los últimos 25 días.

El más amplio Topix cayó 1,4%.

Las acciones de exportadores cayeron y arrastraron al mercado. Canon Inc perdió 4,47%, y Tokyo Electron Ltd 5,61%.