Buenos Aires. El peso argentino informal cerró en su mínimo histórico este jueves dada la demanda de dólares de inversores privados que vuelcan sus ahorros a la divisa estadounidense, como una manera de cubrirse ante eventuales nuevas depreciaciones, dijeron operadores.

La plaza no regulada por el Banco Central mostró una pérdida diaria del 0,24% a 4,08/4,085 unidades ARSB=, contra su anterior mínimo histórico de 4,075 para la venta a mitad de mes.

Fuentes del mercado coincidieron en que la tendencia bajista también se evidenció en el mercado mayorista, el que perdió un 0,19 por ciento a 3,9775/3,98 por dólar ARS=RASL bajo el control de la autoridad monetaria.