Santiago. El peso chileno cerró este viernes casi sin variaciones frente al dólar, en una jornada de alta volatilidad en que el avance del euro contra la divisa estadounidense contrarrestó el efecto del negativo desempeño de las acciones en el exterior, dijeron operadores.

Al término de la sesión, el tipo de cambio spot anotó valores de CH$480,00 comprador y CH$480,50 vendedor, con un alza de la moneda chilena de un 0,04% con relación a los CH$480,20 y CH$480,70 del cierre de este jueves.

Durante el 2010, el peso acumula un avance de un 5,62% frente a la divisa estadounidense, que se compara con una apreciación de un 26,4% del año pasado.

"El tipo de cambio estuvo bastante movido debido a que hubo fundamentos contrapuestos ya que, por una parte, tenemos al dólar cayendo ante el euro, lo cual impulsa al peso, pero por otro lado tenemos a las bolsas a la baja, lo cual le puso cierta presión", dijo un operador.

El euro subía frente al dólar ante expectativas de que la crisis de deuda de Irlanda será resuelta, pero encontraba resistencia para seguirse apreciando a la espera de detalles sobre un posible plan de rescate a ese país.

En tanto, las bolsas europeas cerraron a la baja y Wall Street también retrocedía, afectadas por la decisión de China de elevar el encaje para los bancos, lo que avivaba las preocupaciones sobre el apetito del país por materias primas.

Agentes pronosticaron que la próxima semana el tipo de cambio registraría algunos movimientos laterales, pero que permanecería en niveles cercanos a los CH$480 por dólar.

"El mercado ha estado muy plano en los últimos días y seguramente la semana próxima va a ser igual, a menos de que ocurra alguna noticia de alto impacto, lo cual es poco probable", dijo un agente.

"Lo más seguro es que el tipo de cambio se mantenga con movimientos laterales en rangos de entre CH$478 por abajo y CH$482  (por dólar como tope)", agregó.

Las transacciones electrónicas en el mercado cambiario local llegaron a US$1.220 millones frente a los US$1.050 millones negociados en la jornada anterior.

A estas cantidades hay que agregar alrededor de un 10% que se negocia vía telefónica.