Santiago. El presidente chileno, Sebastián Piñera, elevó este miércoles la meta de creación de nuevos empleos del 2010 a unos 250.000, apoyado en una recuperación de la economía que se expandiría cerca de 5% en 2010.

Un día después de que el gobierno reveló que la pobreza en Chile aumentó en el trienio 2006-2009 a 15,1% de la población, Piñera aseguró que esa cifra disminuirá en los próximos años de la mano de nuevos puestos de trabajo y una recuperación de la actividad económica.

"Durante la campaña presidencial nos comprometimos a crear un millón de nuevos empleos en el período 2010-2014, es decir, 200.000 al año", dijo el mandatario.

"Hoy tengo la convicción de que no sólo vamos a cumplir esa meta, sino que la superaremos creando 250.000 nuevos y buenos empleos este año", agregó en un mensaje transmitido a la nación por una red voluntaria de radio y televisión.

El mandatario derechista, que llegó al poder en marzo tras dos décadas de gobiernos de centroizquierda, dijo que "a pesar de este doloroso retroceso (...) vamos a derrotar la pobreza extrema en Chile durante nuestro gobierno".

No obstante, el millonario presidente dijo que derrotar la pobreza y crear nuevos empleos "es una causa que merece la unidad nacional".

"Es tiempo de unidad y no de división", dijo Piñera en momentos que la relación entre el Gobierno y la oposición de centro-izquierda ha tomado mayor distancia, lo que se ha reflejado en acusaciones cruzadas y el bloqueo de algunos proyectos de ley en el Congreso.