Berlín. La producción industrial alemana creció más de lo esperado en mayo gracias a un salto en el sector manufacturero, según datos divulgados el jueves que apuntaron a un sólido desempeño del segundo trimestre en la mayor economía de Europa.

La producción industrial subió 2,6% en el mes en términos desestacionalizados, de acuerdo a los datos preliminares del Ministerio de Economía, lo que superó el pronóstico promedio de 34 economistas en un sondeo de Reuters que apuntaba a un alza de 0,9%.

"Con las cifras de hoy, se ha materializado aún más un excelente segundo trimestre", comentó Carsten Brzeski de ING Financial Markets.

"Mirando al futuro, llenar los registros de pedidos y devolver las expectativas de las empresas a los niveles previos a la crisis se ve bien para el segundo semestre, pese a que la actual aceleración será difícil de sostener", agregó.

Según las cifras del miércoles, los pedidos de manufacturas alemanas cayeron en el mes de mayo por primera vez este año, pero analistas dijeron que esto fue fundamentalmente una corrección técnica y que la economía mantenía firme su ritmo de recuperación.

Alemania salió de su peor recesión de la posguerra en el segundo trimestre del 2009 y la recuperación ha repuntado en los últimos meses, con cifras del jueves que muestran que el comercio con el resto del mundo aumentó en mayo.

Los datos del jueves sirvieron para despejar en parte las dudas sobre los problemas que enfrenta la economía, particularmente por la crisis de deuda de la zona euro.

"La brusca alza en la producción industrial alemana de mayo se suma a la evidencia de que los efectos negativos de la crisis fiscal de la zona euro están siendo más que compensados por el repunte de la economía global y la debilidad del euro", comentó Ben May de Capital Economics.

La producción manufacturera creció 3,4% en el mes, mientras que la de construcción cayó 2,3% y la de energía bajó 3,2%.