La Habana. El presidente cubano, Raúl Castro, abrió los debates previos al VI Congreso del gobernante Partido Comunista (PCC), dijo este jueves la prensa oficial, comenzando un proceso con el que busca redefinir el rumbo de la política económica del país en la era post Fidel Castro.

El mandatario encabezó una conferencia con más de 500 participantes, incluyendo los principales dirigentes del Gobierno, en la cual apuntan a trazar el camino de los debates recogidos en un documento que promueve la inversión extranjera y amplía el sector privado, entre otros temas.

"Durante una breve intervención, Raúl insistió a los 523 participantes sobre la importancia del trabajo que realizarán en las próximas semanas preparando al resto de los compañeros (...) que tienen la tarea de dirigir la explicación y análisis de dicho documento en los núcleos del Partido, con los trabajadores", dijo el diario oficial Granma.

La reformulación del modelo económico doméstico busca hacer más eficiente el sistema socialista instalado hace medio siglo tras la revolución liderada por el ex presidente Fidel Castro, según el texto de 32 páginas que guiará las discusiones previas al congreso del PCC, en abril del 2011 .

Raúl Castro, quien reemplazó en el 2008 a su convaleciente hermano Fidel, dijo esta semana que el único tema que será abordado en el congreso, que se organiza con nueve años de retraso, será el económico.

Producir más comida. El texto, titulado "Proyecto de Lineamientos de la Política Económica y Social", es un detallado programa de las reformas económicas de Raúl Castro, cuyo Gobierno ha dicho que el objetivo es mejorar la deteriorada calidad de vida de los cubanos.

Además recoge algunas de las reformas ya emprendidas por el general de 79 años, como, por ejemplo, la reducción del peso del Estado en la economía local, la ampliación del sector privado y la descentralización de la agricultura.

Pero también propone autorizar el mercado inmobiliario, aplicando fórmulas flexibles para la permuta, compra, venta y arriendo de viviendas, procedimientos ilegales en Cuba desde poco después de la revolución en 1959.

El documento, que regirá la política económica de Cuba en los próximos cinco años, incluye la eliminación de la libreta de abastecimiento, el símbolo del igualitarismo en la isla, un pequeño folleto creado en 1963 por Fidel Castro ante la escasez de alimentos debido al embargo de Estados Unidos.

Según autoridades, el documento será discutido a nivel de barrios entre el 1 de diciembre y el 28 de febrero del 2011.

"El Estado no puede seguir subsidiando tantas cosas, hay que producir más comida aquí", dijo Sara Herrera, una jubilada de 68 años, entrevistada en Granma.