Ciudad de México. Las reservas internacionales de México aumentaron en US$3.270 millones durante la primera semana de 2011, a un nivel récord de US$116.900 millones el 7 de enero, informó este martes el Banco de México.

El banco central informó que la semana pasada compró US$2.830 millones al gobierno federal y US$691 millones a bancos en opciones de venta en dólares para diciembre y enero, lo que se vio contrarrestado por un descenso de US$253 millones de otras operaciones.

Además de las reservas récord, el Fondo Monetario Internacional aprobó este lunes la solicitud de México para expandir de
US$48.000 millones a US$72.000 millones su línea de crédito flexible con la entidad multilateral. La línea de crédito de emergencia, que dura dos años, es un seguro contra futuros problemas financieros y económicos globales.

Las principales fuentes de reservas internacionales de México son las exportaciones de petróleo, ya que el banco central intercambia dólares para el monopolio estatal Petróleos Mexicanos (PEM.YY). Desde marzo del año pasado, México también ha comprado dólares a través de un sistema de opciones de venta, por hasta US$600 millones cada mes. Los bancos que compran las opciones, pueden vender los dólares al banco central cuando el peso se aprecia sobre su promedio de 20 días frente al dólar.

El gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, dijo la semana pasada que México seguirá acumulando reservas internacionales.