Más producción para generar una mayor cantidad de productos es la vía para que bajen los precios de los bienes y la inflación, según el presidente del Consejo del Comercio y Servicios de Venezuela (Consecomercio), Fernando Morgado.

Es por eso que rechazó la creación de nuevos controles de precios para el sector privado, como la superintendencia de costos y precios, anunciada el pasado sábado por el primer mandatario nacional, Hugo Chávez, en su mensaje anual frente a la Asamblea Nacional, ministros y demás invitados. Esta nueva instancia sería materia de la Ley Habilitante del primer mandatario.

"Venezuela es el país donde hay un control de precios tan largo y es de los que tiene mayor fuga de divisas. Por tanto la sugerencia es que no sigan controlando", indicó Morgado. El directivo del gremio rechazó que se "le siga echando la culpa a la especulación" por los altos índices inflacionarios que hay en Venezuela.

Por su parte, el diputado de la Asamblea Nacional, Eduardo Gómez Sigala, también criticó la medida propuesta por el Ejecutivo.

"Pretender crear esa superintendencia no es otra cosa que manejar la tesis de que a partir de ahora todo lo que ocurra en materia de desplazamiento de precios es especulación, y no de la adaptación de las empresas a las nuevas políticas impuestas por el gobierno", explicó el diputado a la AN por el estado Lara.

Al presentar la memoria y cuenta 2010 el presiente Chávez dijo que se debe colocar límites a la "especulación", sobre todo en materia de alimentos. "Si cada quien de una cadena de producción pretende ganar 20%, el producto costará 200% más del valor inicial", explicó Chávez en su alocución.

El diputado Gómez Sigala dijo que si se insiste en no revisar los precios regulados de los productos se generará en el país la escasez de productos, debido a que las empresas no van a producir esos bienes.

"Aquí, o se afectan los precios y el venezolano sigue perdiendo poder adquisitivo debido a la inflación, o habrá desabastecimiento, porque nadie va a poder producir sin trasladar el impacto de una devaluación como la que acaba de ocurrir", indicó el diputado Gómez Sigala.

También cuestionó el mensaje enviado por el Ejecutivo nacional durante su discurso en la rendición de cuentas de la gestión del año pasado, en la que mencionó que la inflación era culpa de los "estafadores".

"Todos los años se dice que ya se acabó la recesión y que vamos a recuperar el crecimiento, pero nadie les cree y las cifras están allí: inflación, devaluación, problemas en materia salarial y de empleo, de contratación colectiva y seguridad social. Tan pronto se asignen las comisiones en la Asamblea Nacional, comenzaremos con estos debates", dijo el diputado.