Las ventas a Brasil no alcanzan la misma proporción que las de este país a Venezuela. Pero, al menos, durante 2010, se logró incrementar en 49% las exportaciones a la nación presidida ahora por Dilma Rousseff.

En el 2009, Venezuela colocó en Brasil US$581 millones, mientras que durante 2010 vendió un total de US$838 millones, un incremento de más de 49% de las exportaciones hacia este destino.

La balanza comercial entre Venezuela y Brasil ha venido creciendo en los últimos años, pero durante 2010 apenas tuvo un pequeño incremento con 6% más de importaciones desde Brasil, respecto al año 2009.

Hace dos años, el gigante del sur vendió a Venezuela un total de US$3.610 millones en bienes y servicios, en comparación con los US$3.853 millones vendidos durante 2010.

Una buena porción de las compras a Brasil fue invertida en ganado bovino.

Según el balance comercial del Ministerio de Comercio e Industrias de Brasil, Venezuela compró el 2010 US$601 millones en bovinos vivos, lo que representa 77% más que lo comprado en 2009 de este rubro.

La importación de caña de azúcar en 2010 también tuvo un incremento importante de 107%, en comparación con lo adquirido por Venezuela en 2009.

El bovino en pie y la caña de azúcar en bruto representan 25% del total de las importaciones venezolanas desde el país brasileño, según se evalúa en el informe del Ministerio de Industrias y Comercio de Brasil.

Otro de los productos brasileños con más colocación en el país es el grano de maíz: el año pasado se compraron US$37 millones, es decir, 613% más que en 2009.

Lo que vende Venezuela. En 2010, las ventas nacionales hacia Brasil se incrementaron sobre todo por la comercialización de un producto petrolero de escasa colocación en el mercado, como lo es el "coque petrolero calcificado", uno de los restos producto de la refinación del crudo.

Se vendieron de este combustible US$119 millones, lo que significa un alza de 136% respecto a las ventas de este hidrocarburo en 2009. La nafta, por su parte, continúa como el primer producto de exportación hacia Brasil.

No obstante, el producto venezolano que mayor crecimiento registró en Brasil fue el alambre de aluminio, con un alza en sus ventas de 583% en 2010.

Intercambio en crecimiento. El informe de la balanza comercial entre el gigante del sur y Venezuela registró el año pasado US$3.021 millones, una cifra levemente inferior a la observada en el período previo.

En 2010 el intercambio comercial entre ambos países no se ubicó en lo que proyectaban algunos analistas de comercio exterior, que esperaban un mayor crecimiento dado el conflicto político y comercial entre Colombia y Venezuela.

El año pasado la balanza comercial tuvo descensos e incrementos sobre todo en productos de primera necesidad para Venezuela como carne, mantequilla, azúcar y maíz.

También se registró un intercambio relevante de Politereftalato de Etileno, producto para fabricar envases.