Pasar al contenido principal
Ecuador: Copago de compañías de medicina prepagada aportaría al IESS un 2% de inversión en salud
Miércoles, Octubre 12, 2016 - 13:23

El Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social desembolsó en 2015 aproximadamente US$ 70 millones por atenciones médicas a 110 mil afiliados que también contaban con un seguro privado.

Andes.- Los desembolsos que las empresas de salud prepagada harían al Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) por las atenciones médicas que se hayan efectuado a personas que también sean titulares o beneficiarios de un seguro privado, apenas alcanzaría el 2% de la inversión que hace por salud esa entidad, así lo confirmó el titular del organismo Richard Espinosa.

“Los ingresos que recuperaría el IESS no superarían el 2% de los egresos totales que normalmente hace el IESS. Nosotros en salud gastamos US$ 2.100 millones. Si de acá recuperamos US$ 25 o US$ 30 millones e incluso quizás menos no representaría ni el 2% de todos nuestros gastos”, dijo el funcionario a periodistas al referirse a la Ley de Seguros Médicos y Medicina Prepagada que se encuentra en su fase final en la Asamblea Nacional.

La disposición general quinta de la normativa establece que las empresas que ofertan servicios de salud prepagada o pólizas de asistencia médica “deberán cancelar o reembolsar a la institución de la Red Pública Integral de Salud los montos que por atenciones médicas en sus unidades se hayan efectuado a personas que también sean titulares o beneficiarios del seguro privado hasta el monto contratado”.

Según Espinosa, en 2015 el IESS desembolsó en 2015 aproximadamente US$ 70 millones por atenciones médicas a 110 mil afiliados que también contaban con un seguro privado. Sin embargo, explicó que las empresas de medicina prepagada no deberían devolver el monto total, sino que el organismo asumiría los deducibles y los excedentes.

Por ejemplo, explicó Espinosa, si alguien tenía un contrato de US$ 5.000 y se realiza una operación de corazón abierto que cuesta US$ 30.000, la empresa de salud te cubre aproximadamente US$ 4.000; la diferencia de US$ 26.000 te cubre el IESS.

En un conversatorio con periodistas, el mandatario Rafael Correa, indicó que la ley busca defender el “bolsillo” de los ecuatorianos. “Empresarios como Alberto Aspiazu, que son enemigos del gasto público y los subsidios para los pobres, vienen a defender el subsidio para las empresas de medicina prepagada que en su plan de negocios están considerando que un gran porcentaje de sus clientes sean atendidos por el Estado gratuitamente, es decir que les subsidie para rentabilizar el negocio”, anotó.

Explicó que si con el mismo plan el cliente es atendido en una clínica privada le pagan a la clínica, pero si va a un hospital del sistema integral de salud pública “no le quieren pagar y argumentan que van a quebrar, eso indigna”, apuntó.

“El IESS es una institución solidaria, no busca rentabilidad como lo hacen las empresas de salud privada, y estas que cobran mensualmente los aportes, el momento es que utilizado en el IESS no pagan un solo centavo, cuando debería reconocer al menos el monto máximo que paga una persona y de la diferencia nos encargamos nosotros”, recalcó el director del Seguro Social a un grupo de periodistas en Quito.

Respecto a los anuncios que han hecho empresas de salud privadas como Salid S.A. de dar por terminados los contratos corporativos, el funcionario señaló que desde el IESS se ha presentado ya una solicitud de medidas cautelares en la Superintendencia de Control de Poder del Mercado, para evitar que los clientes salgan perjudicados. La medida consistiría en que ninguna empresa pueda dar por terminados esos contratos de forma unilateral.

Agregó que en caso de que alguna firma decida abandonar el país, desde el gobierno se ha mantenido conversaciones con varios sectores que “estarían dispuestos a brindar ese servicio”.

Sobre los argumentos de que la normativa se crea de ese modo porque “el IESS está quebrado”, el funcionario manifestó que en los dos últimos años esa entidad ha invertido aproximadamente US$ 700 millones en la construcción y equipamiento de nuevos hospitales y contratación de personal, por lo que es absolutamente solvente.

La Ley de seguros Médicos y Medicina Prepagada también establece otros beneficios para sus usuarios, por ejemplo, cobertura para adultos mayores de 65 años, personas con enfermedades preexistentes, de acuerdo a la ley, las preexistencias estarán cubiertas por un monto de hasta 20 salarios básicos unificados (US$ 7.320 dólares), luego de que hayan transcurrido dos años de la firma del contrato.

Además, no se podrá negar planes de coberturas a familias con personas que sufran algún tipo de discapacidad.

Está previsto que el Pleno de la Asamblea Nacional revise este miércoles el informe de la Comisión de Salud sobre el veto enviado por el Ejecutivo a la Ley.