Miami. Durante la temporada de huracanes del Atlántico 2010 es probable que se registren 10 huracanes, cinco de los cuales serían grandes, dijo el miércoles el equipo de meteorólogos de la Universidad del Estado de Colorado de Estados Unidos, incrementando un estimación previa.

El equipo de pronosticadores de tormentas de la Universidad (CSU por su sigla en inglés) fundado por el pionero William Gray dijo que había un 76% de probabilidad de que un gran huracán toque tierra a lo largo de la costa de Estados Unidos, ya sea en la costa este o la costa del Golfo de México, comparado con el promedio del siglo pasado de 52%.

Los expertos de la CSU vieron una oportunidad de 51% de que un gran huracán toque tierra en la costa este de Estados Unidos, incluyendo la Península de la Florida, y una probabilidad de 51% de que uno podría golpear la costa del Golfo de México desde Florida Panhandle hasta Brownsville en Texas.

El equipo de la CSU precisó que la temporada de seis meses que comenzó el 1 de junio probablemente vería 18 tormentas tropicales con nombre.

Los científicos elevaron su pronóstico respecto al último reporte dado el 7 de abril, cuando dijeron que preveían 15 tormentas con nombre, ocho huracanes y cuatro de ellos grandes.

"Hemos elevado nuestro pronóstico desde comienzos de abril debido a una combinación de una transición de El Niño a las actuales condiciones neutras y la continuación de las temperaturas inusualmente cálidas de la superficie del mar en el Atlántico tropical", dijo Gray en un comunicado.

"Anticipamos una probabilidad muy superior al promedio de que en Estados Unidos y el Caribe un huracán importante toque tierra", agregó.

La temporada de huracanes de este año supone una particular amenaza a los esfuerzos en curso por contener y limpiar el derrame masivo de petróleo en el Golfo de México y para los cerca de 1,5 millones de sobrevivientes sin hogar por el terremoto de Haití, que acampan en las calles en tiendas de campaña y bajo lonas.